content begins here

Esta es una Emergencia Ambiental

Tom es el único candidato que declarará una emergencia ambiental nacional desde el primer día y utilizará los poderes de la presidencia para enfrentar esta crisis

Las Prioridades de Tom para Enfrentar la Crisis Climática

Victorias Climáticas de Tom

Poderosas corporaciones se han opuesto a los esfuerzos para combatir la crisis climática y se han ensañado con comunidades marginadas y de bajos recursos para instalar sus contaminantes plantas de poder. Unidos, Tom y la gente se han enfrentado a las corporaciones. Los esfuerzos comunitarios de Tom han protegido ambiciosas políticas climáticas, han llevado más energía limpia a la red, han cerrado vacíos fiscales corporativistas para financiar modernizaciones energéticas en nuestras escuelas, y han detenido la construcción de una contaminante planta de gas.

En el 2010, las compañías petroleras intentaron revertir las protecciones ambientales de California con la Propuesta 23 — dichas protecciones son las líderes a nivel nacional —, lo cual pondría un freno a las metas del estado para aminorar las emisiones de gases de invernadero. Los republicanos del estado y las corporaciones petroleras Valero y Tesoro, quienes apoyaron la propuesta, le llamaron una “iniciativa de empleos”, pero Tom y el movimiento No a la 23 sabían lo que significaba en realidad: un canal para que gigantescas corporaciones ganasen dinero a costillas de nuestro medio ambiente. Los votantes estuvieron contundentemente de acuerdo, venciendo la medida con un margen de 23%.

En Nevada, Tom y NextGen Climate Action estuvieron directamente involucrados en financiar exitosamente la Iniciativa de Estándares de Energía Renovable en el 2018. Esta medida aumentó los estándares del estado para sus inversiones en energía renovable (RPS, por sus siglas en inglés) a 50%, lo cual significa que el estado se compromete a generar la mitad de su energía a través de fuentes renovables para el 2030.

En Michigan, Tom estaba preparado para enfrentar a dos de las más grandes compañías de servicios públicos — DTE Energy y Consumers Energy — en las urnas de la votación del 2018. Él trabajó con NextGen America y grupos de activistas locales en una iniciativa para incrementar significativamente los requisitos de energía renovable en el estado, pero antes de que pudiesen presentar peticiones de firmas al estado, se logró un acuerdo. Gracias a estos esfuerzos comunitarios, Consumers Energy se comprometió a incrementar su poder renovable en un 25% para el 2030.

Tom trabajó con el senador estatal Kevin De León para convertir a California en la jurisdicción más grande en el mundo con una ley de energía 100% limpia. El gobernador Jerry Brown promulgó la ley SB 100 en el 2018, confirmando el compromiso del estado a obtener toda su energía de fuentes limpias para el 2045 y solidificando su lugar como el líder global en la lucha contra la crisis climática.

Tom ayudó a conseguir la victoria en una iniciativa de votación que cerró un vacío fiscal, generando $1.7 mil millones para las escuelas de California y 19,000 nuevos empleos para el estado. Leyes tributarias preexistentes permitían que las compañías operadas en otros estados redujeran el impuesto sobre su ingreso, esencialmente premiándoles por llevarse empleos fuera del estado. Esos $1.7 mil millones fueron destinados a modernizaciones necesarias en nuestras escuelas, reduciendo sus costos en servicios públicos y sus emisiones de gas de invernadero.

En la comunidad costera de Oxnard — la cual ha sido víctima de abusos ecológicos — NRG Energy quería construir una nueva planta de poder llamada Puente Power Project en el 2017. Los residentes protestaron estruendosamente ante este intento por parte de contaminantes corporatistas para abusar de una comunidad compuesta principalmente por familias inmigrantes, de color, y de bajos recursos. Tom se unió a los protestantes locales y juntos ellos presionaron a la Comisión Energética para clausurar el proyecto. NRG se vio forzado a retirar su propuesta, y los planes ahora están en marcha para construir proyectos de energía limpia. El Condado de Ventura recibió una pequeña parte de la justicia ambiental que merece.

Nuestro Plan de Justicia Ambiental

El Plan Climático Centrado en la Justicia que Tom ha delineado proveerá aire y agua limpios, enaltecerá las contribuciones y el sacrificio de los trabajadores de las industrias de combustibles fósiles, y priorizará la justicia para las comunidades que han sido tratadas como vertederos ambientales por mucho tiempo. Nosotros pondremos al pueblo por encima de las corporaciones contaminantes a través de un proceso de planeación verdaderamente incluyente. Y nosotros nos aseguraremos de que los estadounidenses cuenten con todos los recursos necesarios para lograr que sus comunidades sean más robustas y resistentes.

La contaminación del aire que induce el asma es un problema generalizado que afecta principal e intensamente a comunidades de bajos recursos, indígenas, y de color. El plan de Tom para neutralizar la polución que genera el cambio climático para el año 2045 comienza priorizando la creación de buenos empleos y al mismo tiempo garantizando que cada estadounidense pueda respirar aire limpio para el año 2030. Estableceremos transporte que sea climáticamente inteligente, y construiremos y reequiparemos nuestros edificios para hacerlos más limpios y más seguros.

Conoce el plan de Tom para la creación de buenos empleos

Las personas que están más cercanas a los problemas comprenden cuáles son las soluciones que funcionarán mejor para sus comunidades. El plan de Tom elevará las voces locales y construirá una Coalición Climática Civil — un esfuerzo que combinará el servicio, el entrenamiento, y la creación de empleos — para implementar soluciones concretas y específicas a las necesidades de cada comunidad.

Nuestro gobierno debe tratar a nuestros espacios públicos, a nuestras aguas, y nuestros cielos como herencia del pueblo estadounidense — no como un cargamento de ganancias futuras para las enormes compañías contaminantes. El plan de Tom honra a las personas en industrias energéticas de antaño, quienes han dedicado sus vidas a mantener nuestras luces encendidas y nuestros vehículos en movimiento, ofreciendo un programa que invertirá $50 mil millones para construir economías locales y proteger las prestaciones de los salarios del trabajador. Este plan invertirá en economías locales, acabará las dádivas del gobierno a los enormes contaminantes, y restaurará y expandirá las áreas de naturaleza pública, las tierras de trabajo, y los parques.

Conoce el plan de Tom para transformar nuestra economía

Nuestro uso del erario público debe estar alineado con nuestras metas climáticas, debe proteger a los trabajadores, y debe ayudar a que los estadounidenses construyan comunidades incluyentes y prósperas. Por ello, nosotros cambiaremos la manera en la que invertimos en nuestra infraestructura para ser más inteligentes respecto al cambio climático, para priorizar la manufactura limpia, y para obligar a que las compañías revelen y asuman los costos de sus bonos y acciones en la industria de combustibles fósiles.

Conoce el plan de Tom para crear una infraestructura climáticamente inteligente

Para crear un Estados Unidos que sea más seguro y mejor protegido, necesitamos reforzar nuestras bases militares contra los eventos climáticos extremos, mejorar nuestros sistemas de prevención de desastres, y fortalecer nuestras estrategias de respuesta y recuperación. El plan de Tom pondrá nuestro poder adquisitivo y nuestra diplomacia a trabajar, impulsando la acción climática, y restaurará el lugar de nuestro país como un líder tanto económico como moral en la lucha contra la crisis climática.

Conoce el análisis de Empleos para el Plan Climático de Tom

Un plan para expandir el liderazgo estadounidense ante la crisis climática

El cambio climático es una crisis global — en Estados Unidos tenemos el poder para ayudar a resolverla.

La peligrosa agenda desreguladora del presidente Trump ha amedrentado el progreso mundial ante el cambio climático, y ha dañado la reputación de Estados Unidos como un país de ciencia, progreso, y moralidad. Como presidente, Tom renovará el liderazgo estadounidense centrando a la crisis climática en el eje de su política exterior. Su Plan Climático Centrado en la Justicia provee un contexto para acciones audaces tanto dentro como fuera de nuestras fronteras.

La administración de Tom reintegrará a Estados Unidos al Acuerdo de París y trabajará acelerada y equitativamente para cumplir nuestros compromisos. Él publicará un fortalecido plan para reducir las emisiones de nuestro país en por lo menos 40% para el 2030. Asimismo, Tom trabajará para hacer que Estados Unidos llegue a la neutralidad neta de carbón para el 2045, y provea $200 mil millones en ayuda estadounidense durante un periodo de diez años para afrontar crímenes ambientales como la quema del Amazonas, limpiar la Gran Mancha de Basura del Pacífico, y remediar otras instancias extremas de degradación ambiental.

Estados Unidos ya no permitirá que otros países destruyan los recursos ambientales que las personas a lo largo y ancho del planeta necesitan para sobrevivir. La administración de Tom trabajará con la comunidad mundial para crear y definir una comisión de crímenes ambientales contra la humanidad, y desarrollará un proceso para su procuración. Independientemente, Estados Unidos garantizará que las metas y penalizaciones ambientales sean incorporados en nuestras políticas de comercio, incluyendo la prohibición de importaciones de combustibles fósiles.

Conforme nuestros sistemas globales cambian, debemos garantizar que las personas a lo largo y ancho del mundo tengan las herramientas necesarias para adaptarse y prosperar. Como presidente, Tom creará y definirá un nuevo estatus para “refugiados climáticos”, y apoyará a grupos indígenas y de activistas jóvenes. Tom también abordará las divisiones de género que hacen a mujeres y niñas más vulnerables a la crisis climática y perpetúan prácticas agriculturales ambientalmente dañinas. Su plan incrementará el financiamiento de la Iniciativa para el Desarrollo y la Prosperidad Global de las Mujeres y mejorará el acceso a educación y recursos.